Discours de Madame l’Ambassadrice à la CEPALC, 6 mai 2010

Señora Alicia Bárcena, Secretaria Ejecutiva de la CEPAL,
Representantes del cuerpo diplomático en Chile,
Autoridades y Funcionarios de la CEPAL,
Señoras y Señores

Es un gran placer para mí estar presente en este evento tan importante. Quisiera agradecer la posibilidad que nos ha brindado la CEPAL para organizar en esta sede la conferencia magistral del Sr. François Bourguignon, uno de los economistas más reconocidos de Francia, con una larga y prestigiosa trayectoria, especialmente en materias de economía de desarrollo en el Banco Mundial.

Ahora que llegó “la hora de la igualdad” en América Latina, nuevo enfoque prioritario de la CEPAL, los planteamientos de este destacado economista, que ha promovido, a lo largo de su vida la justicia social y la igualdad como objetivos esenciales de la política económica, llegan en el momento indicado.

Actual Director de la Escuela de Economía de París, François Bourguignon fue Jefe Economista y Vicepresidente del Banco Mundial a cargo de la economía de desarrollo. Muchos de sus trabajos se enfocaron hacia la distribución equitativa de los recursos en los países en vía de desarrollo y en aquellos desarrollados.

Escribió libros y numerosos artículos en las revistas económicas nacionales e internacionales. También tiene una vasta experiencia como consejero de gobiernos y de organizaciones internacionales. De hecho, sigue siendo consejero especial del Banco Mundial, consejero de la CNUCED y del Presidente de la Comisión Europea, el Sr. José Manuel Barroso.

En el Banco Mundial, François Bourguignon supervisó el informe sobre el “Desarrollo en el Mundo en 2006”, consagrado a la “equidad y desarrollo”, justamente uno de los ejes centrales del pensamiento cepalino. En este momento de gran crisis que golpea al mundo entero y que parece no finalizar, la CEPAL ha tenido un enfoque muy acertado para su nuevo periodo de sesiones, poniendo la igualdad como objetivo central de su reflexión. Frente a las vicisitudes de la economía, la igualdad no es un resultado espontáneo del “chorreo” económico : se promueve y se defiende con políticas voluntarias y activas de Estados democráticos, como se viene haciendo hace ya algunas décadas en Europa y, especialmente en Francia, donde la fuerza del diálogo social siempre puso un énfasis particular en la protección de los ciudadanos. Sin embargo, nuestra protección social en Europa, verdadera consecución de un equilibrio entre la economía de mercado y la democracia, tiembla ahora frente a la violencia de la crisis financiera actual. Mientras los países en desarrollo conocen el crecimiento desde hace años y buscan con dificultad este equilibrio, es muy oportuno preguntarse “qué enseñanza tiene esta crisis para Europa en cuanto a la protección social en América Latina y en términos de una mayor igualdad”.

No me atrevería a dar una respuesta a está pregunta tan compleja, pero sí lo hará el Sr. François Bourguigon, quien nos propuso presentar su reflexión sobre este tema de gran actualidad, tanto para la región como para Europa.

Dejo la palabra al Sr. Bourguignon, y agradezco su atención reiterando mis más sinceros agradecimientos a la CEPAL por la organización de esta importante conferencia.

publie le 10/05/2010

haut de la page